8 dic. 2012

Me muestro como una persona fuerte. Sonrío y vivo fingiendo ser feliz. Riendo, demostrando alegría y nunca dejando que me vean llorar. Pero hay pocas personas que saben lo que de verdad siento, lo que pienso, lo que pasa segundo a segundo por mi mente. Muy pocas personas saben que no estoy conforme, que no me siento bien, que quiero cambiar esta realidad... 
Dentro de mí se esconde una persona llena de penas y lágrimas, que verdaderamente no se siente bien. Ni consigo misma, ni con su entorno. Quiere que todo sea diferente... Esa persona quiere ser feliz, busca y busca cualquier camino que la conduzca al paraíso. Vive llorando, inundándose en penas y sollozos. Preguntándose día a día ¿existirá una buena vida? ¿un lugar donde la tristeza haya expirado hace tiempo?. 
Y es ése el momento en el que llega una luz. Un pequeño reflejo del sol se asoma en esa horrible habitación... y esta personita sonríe por un milisegundo. Pasado todo esto, el sol se esconde. Ya no hay más luz, ni destello que ilumine la habitación. Todo vuelve a ser oscuro y negro. 
Es así, la descripción de mi vida, lo que siento día a día... Las constantes ilusiones y desilusiones, mis penas y mis alegrías. Nunca me verás llorar, dentro de mí lo harás todo el tiempo. 
Whim

Seguidores